James Craig nació el 8 de enero de 1871 en The Hill, en la zona de Sydenham, al este de Belfast. Su padre había ganado millones en la industria del whisky y Craig heredaría una gran parte de esta fortuna a la muerte de su padre. Craig fue criado como presbiteriano y asistió a la escuela Merchiston Castle en Edimburgo, que fue administrada por la Iglesia de Escocia. Después de dejar la escuela en 1888, entró en el mundo de las finanzas y fue uno de los miembros fundadores de la Bolsa de Valores de Belfast, antes de ofrecerse como voluntario para el ejército durante la Guerra de los Bóers.

Durante la Guerra Bóer, Craig sirvió en el 3er Batallón de los Royal Irish Rifles, ascendiendo al rango de Capitán. Las experiencias de Craig durante la guerra influyeron claramente en el desarrollo de su ideología unionista. Patrick Buckland escribe que «la guerra le había dado una mayor conciencia del Imperio y un orgullo por el lugar del Ulster en él».

Después de su regreso de África, Craig se involucró activamente en la política unionista y fue elegido DIPUTADO unionista por East Down en enero de 1906. Se convirtió en Gran Maestro de la Compañía. Down Orange Lodge y este estrecho vínculo con la Orden Naranja demostrarían ser beneficiosos y perjudiciales en diferentes momentos de su carrera política.

James Craig jugó un papel clave en la crisis del Ulster de 1912-14. Si bien permitió a Sir Edward Carson presentar la imagen pública de la campaña, Craig fue responsable de la estrecha organización del movimiento, que fue crucial para su éxito en la resistencia a la implementación del Tercer Proyecto de Ley de Autonomía. Craig también fue uno de los principales miembros de la comisión establecida para preparar una constitución para el gobierno provisional propuesto, que se reuniría en caso de que Gran Bretaña intentara obligar al Ulster a aceptar el Gobierno Autónomo. Craig viajaba regularmente a Inglaterra y Escocia con el fin de reunir el apoyo unionista británico para la causa del Ulster. La impresionante habilidad organizativa de Craig se destacó aún más en su orquestación de la firma de la Liga Solemne y el Pacto el 28 de septiembre de 1912 y en el papel que desempeñó en el establecimiento de la Fuerza de Voluntarios del Ulster como una fuerza paramilitar bien entrenada. Durante este período de crisis, Craig se convirtió en un fuerte defensor de la partición y abogó efectivamente por una Irlanda del Norte de seis condados, con el fin de garantizar el mantenimiento de una fuerte mayoría unionista.

El 26 de enero de 1921, James Craig se convirtió en el primer Primer Ministro de Irlanda del Norte. El mandato de Craig como líder de Irlanda del Norte contenía varios logros importantes. Fue en gran parte responsable del establecimiento de los ministerios del gobierno de Irlanda del Norte y continuó su éxito electoral manteniendo su escaño Norte desde 1921 hasta su muerte en 1940. Craig también tuvo éxito en resistir los intentos de los gobiernos británico e irlandés, como la Comisión de Límites de 1923-5, de reabrir la cuestión constitucional. Es en gran parte gracias a la determinación de Craig que Irlanda del Norte mantuvo su integridad territorial establecida en 1921. La abolición de la representación proporcional en el gobierno local de Irlanda del Norte y las elecciones parlamentarias tuvo lugar en 1929 por recomendación de Craig. Esto puede ser reconocido como un logro para Craig, ya que fue un factor clave en el fortalecimiento del dominio electoral del Partido Unionista del Ulster. Craig también fue nombrado Vizconde Craigavon de Stormont en 1927.

Como resultado de su mala salud, Craig se involucró menos en el funcionamiento diario del gobierno de Irlanda del Norte en la década de 1930. Sin embargo, su compromiso de mantener la integridad constitucional del Estado de Irlanda del Norte se mantuvo firme. Cuando Eamon De Valera publicó su nueva constitución para el Estado Libre Irlandés en 1937, Craig convocó a elecciones generales en Irlanda del Norte en enero de 1938. La elección resultó en una nueva victoria para los sindicalistas de Craig y reafirmó la posición de Irlanda del Norte dentro del Reino Unido.

James Craig murió el 24 de noviembre de 1940 y fue sepultado en los terrenos del Castillo de Stormont. Craig siempre será visto como un firme defensor de la integridad constitucional de Irlanda del Norte por la comunidad unionista y su legado fue consagrado en 1965 cuando la recién construida ciudad de Craigavon recibió su nombre.

P. Buckland, James Craig (Dublín, 1980), p. 8.

A. T. Q. Stewart, The Ulster crisis (Londres, 1969), p. 42.

D. G. Boyce, ‘James Craig’ en Oxford Dictionary of National Biography (consultado el 2 de mayo de 2011).

Más información

Boyce, D. G., ‘James Craig’ en el Diccionario Oxford de Biografía Nacional

Buckland, P., Irish unionism 2: Ulster unionism and the origins of Northern Ireland 1886-1922 (Dublín, 1973).

Buckland, P., The factory of grievances: devolved government in Northern Ireland 1921-1939 (Dublín, 1979).

Buckland, P., James Craig (Dublín, 1980).

Ferriter, D., The transformation of Ireland 1900-2000 (Londres, 2005).

Hennessey, T., A history of Northern Ireland 1920-1996 (Dublín, 1997).Stewart, A. T. Q., The Ulster crisis (Londres, 1969).